Inicio / Entretenimiento / Curiosidades / Los 10 tipos de suegra, ¿cuál es la tuya?

Los 10 tipos de suegra, ¿cuál es la tuya?

Suegra no hay más que una y no tenemos la opción de escogerla. ¿Cuál te tocó a ti?

Aunque suelen protagonizar los chistes más crueles, no todas son iguales y, mucho menos, malas, como las pintan.

1. La controladora. Ella tiene el control sobre todo lo importante en su vida. Dentro de sus deditos tiene la llave de los horarios, las comidas, las vacaciones, el tiempo de descanso e, incluso, puede ser la pieza definitiva en la decoración de su casa y en el nombre de sus hijos. Este tipo de suegra sueña con que van a terminar comprando una casa al lado de la de ella. ¡Buena suerte con ella!

2. La alcahueta. Es una especie de amiga íntima. Estar con ella es mejor que estar con su mamá. Es consentidora, compra almojábanas para comer mientras van en el carro y habla de todas las cosas de la vida con humor, pero evita el tema de su hija o de su hijo para no meterse en problemas. Su pareja celebra esa camaradería, aunque no sabe cuánto les durará. Usted es consciente de que su amorcito será una versión aumentada de su suegra y eso le encanta.

3. La chismosa. Es una versión remasterizada de ‘la bruja del 71’. Todo lo quiere saber y no se muerde la lengua hasta averiguar de dónde viene, con quién come, de qué color es su oficina y qué marca de ropa interior usa. Si la hubieran fichado en un servicio de inteligencia, habría llegado a ser un alto cargo, por eso le toca soportar sus sospechas, sus pesquisas y esa forma que tiene de preguntar todo de usted como, si más que un yerno o una nuera, fuera un exconvicto buscando escondedero en su familia. Consejo: nada silencia más a una chismosa que una buena sesión de preguntas indiscretas.

4. La que prefiere al ex de su hijo o hija y lo dice a los cuatro vientos. Ella es la imagen de Caín en la tierra. Si por ella fuera habría acabado con usted el día del matrimonio, pero no pudo. Dice ser la fan absoluta de la persona que estuvo primero que usted. Tiene fotos de ella o de él en el celular y aprovecha cada ocasión para recordárselo. Este tipo de odios feroces pueden hacerlo sentir desdichado o frustrado. Eso es lo que ella quiere. No obstante, si termina con su pareja, dirá que usted era perfecto. Ella simplemente no soporta tener que compartir a su hijo o hija.

5. La que parece de 20, pero tiene más de… (¡ni lo digas!). Una versión es la suegra atlética, adicta al gimnasio o a los deportes, y que sigue rompiendo récords en maratones para la tercera edad, cuando por detrás parece una colegiala. La otra versión es la suegra que se conserva en maquillaje y que mantiene el peso de sus años mozos, muy a pesar de las otras suegras que la rodean, pensando que tiene la fórmula de Amparito. Usted no se preocupe y, más bien, sáquele provecho a vivir con una versión vernácula de Cher. Suspire, porque si ella va a durar 100 años, su pareja la superará.

6. La de alto turmequé. Por más de que usted se prepara para comer con su cubertería francesa y sus vasos de cristal de Bohemia, le resulta imposible recordar todas sus formas de urbanidad. Ella revisa cada uno de sus gestos en la mesa. Usted lleva años pensando si esa cantidad extraordinaria de laca algún día podrá acabar con sus modales. Este tipo de suegra suele tener dificultades para sentarse en la playa o hacer un picnic, situaciones que siempre pueden resultar graciosas si lo que quiere es ponerla en un aprieto.

7. La que se queja de todo. Este tipo de suegra es la más peligrosa de todas. Está dispuesta a hacer reclamos en cada almuerzo o celebración, es el tipo de suegra que nació para aguarles la fiesta a los demás, y eso lo incluye a usted. A veces puede ser hipocondriaca y a veces una magdalena, en cualquier caso lo que necesita es algo de atención y un poco de cariño. Puede hacerle un reclamo para ver cómo responde a una dosis de su propia medicina.

8. La cocinera que no cuenta calorías. Desde que tiene a esta suegra ha aumentado 20 kilos y no consigue quitarse un gramo de encima. Ella sabe hacer sopas, envueltos, arepas, ajiacos, bandejas paisas, mondongos y lo que le pida. Su sazón es única. Siempre ha pensado que usted está por debajo de su peso y que esos gorditos le sientan espectaculares. Decida cuántas veces a la semana la visitará, pero no se prive de su comida porque no la va a encontrar igual en ningún restaurante. ¡Aprovéchela y copie recetas antes de que sea tarde!

9. La indiferente. Nunca lo llama por su nombre o, lo que es peor, le cambia el nombre porque nunca ha podido aprendérselo. Cuando llega a su casa es un milagro que salude, usted no existe en su mundo. Esta situación desesperante lo convierte en un cero a la izquierda, pero, al final, le permite moverse con libertad porque ella hace como si no lo estuviera viendo, aunque sí lo tenga en su radar.

10. La que vive frente al televisor. Desde el día que la conoció, está frente a una pantalla y así será enterrada. Nunca la ha visto de pie por más de media hora y hace que toda su existencia circule alrededor de ese aparato que nunca se apaga y que ha trabajado sin descanso desde hace más de 30 años. Tenga cuidado, el control remoto es su arma letal. Si se lo quita, podría convertirse en Gollum.

También Puede Ver

¿Cuáles son las cosas que hacen las mujeres cuando les gusta un hombre?

Si eres de las que practican este ancestral método de cortejo y no te funciona …