Inicio / Se dice que / ¿Cuál es el impacto de que haya tantos candidatos con firmas?

¿Cuál es el impacto de que haya tantos candidatos con firmas?

La elección presidencial de 2018 tiene ocho aspirantes con apoyo ciudadano.

Como nunca antes de la historia de unas elecciones en Colombia, este 2018 tiene más candidatos a la Presidencia apoyados por firmas ciudadanas que por partidos políticos, lo cual constituye un duro golpe para las colectividades y demuestra una desconexión de las mismas con los electores.

La revisión de firmas que hizo la Registraduría dio como resultado que se mantienen en contienda ocho aspirantes mediante este mecanismo: Germán Vargas Lleras, Carlos Caicedo, Alejandro Ordóñez, Piedad Córdoba, Sergio Fajardo, Juan Carlos Pinzón, Gustavo Petro y Marta Lucía Ramírez.

La mayoría de este grupo de candidatos a la Presidencia está liderando las encuestas de opinión y tienen altas posibilidades de llegar a ocupar la jefatura del Estado.

Varios de ellos tienen orígenes políticos diversos, pero en esta ocasión buscaron el favor de los ciudadanos para avalar sus candidaturas. En otras palabras, varios de estos aspirantes no creen en los partidos políticos para que les avalen sus aspiraciones.

Este hecho constituye, sin dudas, una alerta para las colectividades, varias de las cuales tienen miembros que se han visto relacionados con hechos de corrupción.
Cabe recordar que los dos mayores electores del partido de ‘la U’ en las elecciones a Congreso en 2014 (Bernardo Miguel Elías Vidal y Musa Besaile, conocidos como los ‘ñoños’) están presos por supuestos delitos relacionados con actos corruptos.

El escándalo por los supuestos sobornos a algunos magistrados de la Corte Suprema para que favorecieran a varios políticos investigados por ese alto tribunal también tiene en la mira de la justicia a congresistas como Álvaro Asthon (Liberal) y Hernán Andrade (Conservador), entre otros.

También Puede Ver

Comida desperdiciada en Colombia, un problema de productores y consumidores

Parte del desperdicio se debe a que las empresas no saben calcular bien la fecha …